♫This is Halloween- Esto es Halloween

  • 2020-10-24 16:31:54

English: 

♫This is Halloween, this is Halloween, pumpkins scream in the dead of night. This is Halloween, everybody make a scene trick or treat ‘till the neighbors gonna die of fright ♪♪ Jack Skellington may be a child friendly version of the King of Halloween in an animated children’s movie, but it’s not the only Halloween themed movie by far. From the original Halloween in 1978 and all its sequels, to Disney Channel’s Halloweentown and its sequels, movies such as these begin playing everywhere once October 1 rolls around and we don’t get a break until Thanksgiving takes over. But how did we get here? How did Halloween, or All-Hallows Eve as it used to be called, become such a fixture in popular culture that every autumn we go to get lost in corn mazes, want to be scared in haunted houses, bob for apples, hold countless costume parties and contests, and even little children know to dress up in colorful costumes and ask strangers for candy? Far from being the consumer driven holiday we have now where witches are just girls dressed in pointy hats, monsters are just clever tricks of prosthetics and make up, and ghosts are an excellent excuse for practical jokes, the true Halloween is a bit darker and shall we say, magical, in origin. 

Halloween originated in the British Isles as the Celtic festival of Samhain (pronounced SOW-in in Irish and SAH-win in English), a fire festival that marked the end of summer and celebrated the dead. This marked the day where the veil between the world of the living and the dead was at its thinnest and it was believed that the ghosts of the dead could return. During the celebrations the Celts feasted, wore costumes- usually animal heads or skins- to help them hide from any unfriendly spirits, and made lanterns from hollowed out gourds like pumpkins and melons. This is where we get the modern traditions of dressing up on Halloween and carving jack-o-lanterns to put on our doorsteps. Then came the Romans into Celtic lands and they brought Christianity with them, forcing the festival to either adapt to the new overlords or be repressed into oblivion. To start with, two Roman festivals were combined with Samhain- Feralia where the Romans commemorated the dead in October, and a festival to honor Pomona the goddess of fruits and trees. We still have a holdover from Pomona in our current celebrations when we bob for apples, as the apple is sacred to the goddess. Then the Pope established All Saints Day on November 1 to celebrate Christian figures instead of pagan gods and spirits, and All Souls Day on November 2, which was celebrated a lot like Samhain with bonfires, parades, and dressing up in costumes of angels, saints, and devils. This absorption of Celtic rituals made it easier to convert the people to Christianity and eventually Samhain, which was the day before All Saints Day (also known as All-Hallows, with the “hallow” meaning “sacred”) became known as All-Hallows Eve and, eventually, evolved to be known as Halloween.  

So that is how All-Hallows Eve originated in Britain, but how did it spread and become so popular? At first in the American colonies it wasn’t celebrated much as it was thought to be either too pagan or too Catholic of a celebration, but then Irish immigrants began flooding in fleeing from the potato famine and they brought their own traditions and celebrations which blended with other European customs and helped to popularize the festivities. Children would dress up in costumes and play tricks on people until adults tried to stop them by giving them money or food, and from that came today’s trick-or-treating where children go from house to house asking for candy. This also served to make the holiday less religious and more community driven, since the entire neighborhood would usually come together to celebrate.

 But this still has nothing on the holiday’s current popularity. It only really began to explode in the 20th century, with pre-made and store-bought costumes being easier and more accessible, and candy manufacturers taking advantage of the holiday. Then horror movies in cinemas and Halloween specials on TV helped to spread the holiday throughout the country even more to the point that today it is one of the most popular and commercialised holidays in America. 

This year we might not be able to celebrate Halloween as we used to. We can’t go to huge costume parties or go around trick-or-treating and asking people for candy- it just isn’t safe and social distancing makes it quite difficult anyways- and now bobbing for apples has gone from merely unsanitary to becoming an outright health hazard if everyone puts their mouths in the same tub of water trying to bite into an apple. But we can still keep some traditions alive. You can still buy a pumpkin, gut out its insides, carve a face into it, and put in a candle to make a jack-o-lantern to put alongside the rest of your Halloween decorations. You can still make a costume to dress up in and compete with your friends to see who has the best one. And you can definitely still watch scary movies in the dark and eat all the candy you want when October 31st rolls around this year. 




Spanish: 

♪♪Esto es Halloween, esto es Halloween, gritos en la oscuridad. Esto es Halloween, asustar es nuestro fin ya verán como todo el mundo temblará♫. Jack Skellington puede ser la versión para niños del Rey de Halloween en una película animada infantil, pero no es la única película de Halloween que existe. Desde el Halloween original de 1978, a Halloweentown de Disney Channel, este tipo de películas empiezan a estar en todos lados apenas llega el primero de Octubre y no se van hasta que empieza la obsesión con acción de gracias. Pero ¿cómo llegamos acá? Como paso que Halloween, o All-Hallows Eve como se llamaba antes, llegó a ser algo tan fijo en la cultura popular que todos los otoños vamos a perdernos en laberintos de maíz, nos queremos asustar en casas embrujadas, intentamos pescar manzanas con la boca, tenemos un montón de fiestas y concursos de disfraces, y hasta niños chiquitos saben que tienen que disfrazarse y pedirle dulces a la gente. Muy lejos del dia festivo comercial que tenemos ahora donde las brujas solo son niñas vestidas en sombreros puntiagudos, los monstruos son solo truquitos inteligentes de maquillaje y prostéticos, y los fantasmas son una excusa excelente para las bromas, el origen verdadero de Halloween es un poco más oscuro y se puede decir, mágico, en origen. 

Halloween originó en las Islas Británicas como el festival Celtico da Samhain (pronunciado SOW-in en Irlandes y SAH-win en Inglés) como un festival de fuego que marca el final del verano y celebra a los muertos. Esto marca el día cuando el velo entre el mundo de los vivos y los muertos está lo más delgado y se creía que los fantasmas de los muertos podían volver. Durante las celebraciones los Célticos festejaban, se disfrazaban- normalmente en cabezas o pieles de animales- para que se pudieran esconder de espíritus malvados, y hacían linternas de calabazas huecas. De aquí es que vienen las tradiciones de disfrazarse en Halloween y esculpir calabazas de Halloween para poner al lado de las puertas. Después llegaron los Romanos a los territorios Celticos y con ellos llego la Cristianidad, forzando al festival o a que se adaptara a sus costumbres o que fuera reprimido hasta el olvido. Primero, dos festivales romanos fueron combinados con Samhain- Feralia donde los Romanos conmemoraban a los muertos en octubre, y un festival en honor de Pomona la diosa de frutas y árboles. Todavía tenemos un rastro de Pomona en nuestras celebraciones modernas cuando intentamos pescar manzanas con la boca, pues la manzana es sagrada para la diosa. Después el Papa estableció Dia de Todos los Santos en el primero de noviembre para celebrar a figuras Cristianas en vez de espíritus y dioses paganos, y en noviembre 2 el Dia de Todos los Fieles Difuntos que se celebraba mucho como Samhain con hogueras, desfiles, y disfrazándose de ángeles, santos, y demonios. Esta asimilación de rituales Celticos hizo que fuera más fácil convertir a la gente a la Cristianidad y eventualmente Samhain, que era el día antes del Día de Todos los Santos (también llamado All-Hallows con “all” siendo “todos” y “hallows” siendo “sagrados”) se empezó a llamar All-Hallows Eve (“eve” siendo el día antes) y eventualmente evolucionó a ser conocido como Halloween. 

Entonces así es como originó Halloween en Gran Bretaña, pero ¿cómo se esparció y como se volvió tan popular? Al principio las colonias Americanas no lo celebraban mucho porque lo veían como una celebración o muy pagana o muy Catolica, pero después inmigrantes Irlandeses empezaron a llegar por cantidades huyendo la gran hambruna irlandesa y trajeron sus propias tradiciones y celebraciones que se mezclaron con otras costumbres europeas y ayudó a popularizar los festejos. Los niños se disfrazaban y hacían trampas o engañaban a la gente hasta que los adultos trataron de hacerlos parar dándoles dinero o comida, y de eso viene la costumbre de ir de casa en casa pidiendo dulces. Esto también hizo que el festivo fuera menos religioso y más orientado hacia la comunidad, ya que todo el vecindario normalmente se unía a celebrar.

Pero esto todavía no es nada comparado a la popularidad que Halloween tiene hoy en día. De verdad solo empezó a explotar en popularidad en el siglo 20, con disfraces prefabricados y comprados en tiendas siendo más fáciles y más accesibles, y los fabricantes de dulces tomando ventaja del festivo. Añadeles las películas de miedo en cines y especiales de Halloween en televisión que ayudaron a esparcir el día festivo aún más por todo el país y ahora es uno de los días festivos más populares y comercializados en los Estados Unidos. 

 

Este año de pronto no podremos celebrar Halloween como acostumbramos. No podemos ir a fiestas de disfraces o salir a pedir dulces en el barrio- no es prudente y la distanciación social lo hace medio dificil de todos modos- y ahora intentando pescar manzanas con la boca no es solo antihigiénico pero un riesgo para la salud si todos ponen sus bocas en la misma tina de agua tratando de morder una manzana. Pero todavía podemos mantener unas tradiciones. Todavía puedes comprar una calabaza, sacarle todo lo de adentro, esculpir una cara en ella, y poner una vela adentro para hacer una calabaza de Halloween y ponerla con todas tus otras decoraciones de Halloween. Todavía puedes hacer un disfraz para ponértelo y competir con tus amigos a ver quien tiene el mejor disfraz. Y definitivamente todavía puedes ver películas de miedo en la oscuridad y comer todos los dulces que quieras cuando llegue el 31 de octubre este año. 

 

Escrito por Isabela Jauregui - María José Jauregui


uline   ¿Necesitas
Ayuda?